MOMENTO LIFETIME

Una marca lanza sus tacones para hombres

Bae y Han, los creadores de la marca neoyorquina Syro, especializada en tacones para hombres, se pasaron su infancia y adolescencia deseando poder utilizar calzados como los que usaban sus madres y novias. No obstante, una vez decididos a darle cauce a sus ganas, las cosas no fueron fáciles: “Aprender a caminar con tacones fue sencillo y me sentí bien desde el principio. El dolor es otra historia. Cuando comencé a usarlos, encogía mis pies dentro de las punteras estrechas de zapatos femeninos que me los hacían polvo”, explica Han. Esta experiencia, sumada a la profunda convicción de que tanto hombres como mujeres deberían ser capaces de vestirse como les dé la gana, llevaron a los jóvenes a crear la firma, pionera en su rubro.

Aunque durante los últimos años los rígidos parámetros de género, con los que fueron criados nuestros padres y abuelos, se han suavizado, la femineidad en los hombres todavía es un gran tabú. Bae y Han relatan cómo, a pesar de vivir en una ciudad tan cosmopolita como Nueva York, reciben a diario miradas y comentarios despectivos al pasear con sus tacones. 

 

“Entendemos por qué hoy en día muchas mujeres no quieren usar tacones y nos parece maravilloso. Pero cuando un hombre usa tacones entran en juego fuerzas y estructuras sociales diferentes. No es que los hombres deban usar tacones. Es más bien que deberían tener la opción de hacerlo si así lo desean”, cuentan los jóvenes. Es que la misoginia, el odio a las mujeres, se expresa de muchas maneras, una de ellas es persiguiendo a los hombres que no temen manifestar su lado más suave.

 

Afortunadamente cada vez son más los varones que se atreven a desafiar los estereotipos y a crear su propia identidad. Así son los clientes de Syro: hombres héteros u homosexuales que se sienten cómodos en su propia piel y están dispuestos a construir una masculinidad que también tenga un lugar para su parte femenina. 

 

¿Te gustaría ver más hombres con tacones? ¿Qué piensas de esta moda?

  


Imágenes: el país